Tomar clases de pilates en grupo en el Ensanche de Vallecas es una de las actividades que más popularidad ha adquirido en los últimos años. Quienes lo practican aseguran sentirse de maravilla al mejorar su condición física en general y fortalecer zonas concretas de su cuerpo. Pero este ejercicio no solo tiene beneficios desde el punto de vista de nuestra capacidad respiratoria y el fortalecimiento de los músculos. Aquí te contamos algunos de los menos conocidos.

Una sesión de pilates de al menos 45 minutos nos ayudará a relajar nuestro cuerpo permitiéndote dormir mucho mejor. Solo debes prestar atención en no hacer ejercicio con el estómago lleno ni justo antes de irte a la cama ya que el organismo necesita tiempo para asimilarlo y alcanzar el estado de reposo óptimo.  

Una de las ventajas que destacan los especialistas de Fisioterapia T-Cuida es el efecto terapéutico de esta práctica. Tomar clases de pilates está al alcance de personas de diversa edad y condición física y todos conocemos la importancia del deporte para sentirnos mejor y alcanzar un mayor nivel de felicidad. Al mismo tiempo, al ser un método que conecta tu cuerpo y tu mente, aporta a nuestro conocimiento y desarrollo personal.  

Las clases de pilates en grupo en el Ensanche de Vallecas mejoran la postura corporal de los alumnos al trabajar los músculos de la espalda y el abdomen. En efecto, luego de solo algunas sesiones, tu espalda estará más fuerte, caminarás de forma más erguida y tendrás mejores posturas en el trabajo o al sentarte.

Por último, otras dos ventajas de esta práctica. Hacer pilates es un complemento perfecto para quienes practican otros deportes como tenis, ciclismo o ejercicios de cardio. Y, por otro lado, nos aporta confianza y seguridad.